jueves, 13 de septiembre de 2012

Fracaso ¿escolar?

   Recién evaluados los alumnos que tuvieron que estudiar alguna asignatura para septiembre (sí, en mi instituto se hacen exámenes de septiembre, gracias a Dios) siento la necesidad imperiosa de hablar sobre el fracaso escolar. ¿Que hay que cambiar ciertas políticas educativas? cierto; pero, a mi entender, lo que está impidiendo que disminuya el temible fracaso entre los estudiantes de secundaria es algo más importante: lo que paraliza el rendimiento de nuestros escolares y bachilleres es el convencimiento de que el esfuerzo no se valora socialmente. 
   Mientras vividores que no han dado un palo al agua o han sido protagonistas de auténticos delitos cobren grandes cantidades de dinero de programas televisivos, o muchos de nuestros políticos y sindicalistas mejor pagados hayan tenido un curriculum académico poco mejor que el de la mona Chita, o mientras se les siga pagando 6.000 € a alumnos de bachillerato que pasan con dos asignaturas pendientes, por vagos, y te cuentan que se van a comprar un Home Cinema ¿quién va a ponerse a pelarse los codos estudiando? y, sobre todo, ¿"pa" qué?




2 comentarios:

Fernando dijo...

Como diría el maestro Enrique García Máiquez, los posts más míos los han escrito otros.

¿Suspendiste a muchos en esta respesca?

Inmaculada Moreno H. dijo...

Jajajaja, a algunos, sí.
Me alegra que coincidamos.